domingo, 6 de abril de 2014

EL LENGUAJE DE LOS LÍDERES II. ¿COMUNICAMOS PARA INSPIRAR?






La función de un líder es, según Kevin Murray en su libro “The lenguaje of leaders”,  que estamos comentando, inspirar a los demás para que alcancen resultados excelentes. En este sentido, los líderes a los que entrevistó durante la preparación del libro recalcaban la importancia en el comportamiento de los líderes, para lograr este objetivo, de:

a).- La transparencia.

b).- La comunicación permanente.

c).- Los puntos de vista nítidos.

d).- La autenticidad y pasión.

e).- La escucha activa.

f).- La creación de un entorno de confianza, en el que el feedback negativo sea un valor que sirva para aprender y mejorar.

g).-  La agilidad en la toma de decisiones.

h).- La visibilidad y accesibilidad.

i).- La creación de líderes a lo largo de toda la organización que sean capaces también de mostrar la misma pasión por conseguir las metas de la organización que la que el líder siente.

j).- La reputación. 

El liderazgo se tiene que adaptar a las nuevas formas de comunicación que se caracterizan por:

1.- La rapidez de las comunicaciones modernas a una escala global.

2.- El desbordante aumento de los canales de comunicación, especialmente digitales.

3.- Los patrones cambiantes  de influencia, destacando el incremento del poder de los ciudadanos y de los consumidores. Una información negativa de un cliente puede extenderse amplia y rápidamente y ocasionar mucho daño.

4.- Las elevadas expectativas de los distintos grupos de interés, sobre todo las relacionadas con una respuesta rápida.

5.- Las nuevas y cambiantes comunidades de interés facilitadas por las tecnologías digitales.

6.- El descenso en la confianza en las organizaciones, estimulado por la crisis financiera y la recesión.

7.- La agresiva búsqueda de noticias y la interpretación de las mismas (en ocasiones tratando de escandalizar) por parte de los distintos medios de información.

Todos estos aspectos influyen fuertemente en el pensamiento de los líderes actuales y tienen un importante impacto en la forma en que abordan la comunicación. Son conscientes de que pueden perder su reputación en segundos. Las noticias viajan a través de los continentes en milisegundos y una pequeña acción, aparentemente sin importancia puede ser recogida en la cámara de un móvil y distribuida, pudiendo acarrear su interpretación (correcta o no) importantes consecuencias. Los líderes pueden llegar a sentir que se encuentran bajo críticas y escrutinio constantes. 

Kevin Murray plantea que aunque como hemos visto las demandas de comunicación a los líderes han crecido requiriendo la utilización de nuevos canales y la exigencia de  llegar a un amplio abanico de audiencias, si se utilizan adecuadamente permiten una mejor transmisión de los mensajes y la construcción de organizaciones en las que todos ganen. Ideas clave que tienen que considerar los líderes  para conseguirlo son:

a).- La necesidad de transparencia ha cambiado radicalmente la manera de liderar ya que demanda una comunicación veraz, rápida, continua y clara. El escrutinio es intenso y hay que aprender a vivir con él. 

b).- Los consumidores, los ciudadanos y los medios de comunicación forman alianzas por las cuales las noticias y opiniones se difunden por todo el mundo en segundos.

c).- Los líderes tienen que construir organizaciones que puedan sobrevivir en un entorno de patrones cambiantes de influencia debidos a los numerosos canales de comunicación y a la rapidez de la difusión de la información.

d).- Las organizaciones deben actuar como democracias abiertas en las que los profesionales esperan ser informados continuamente de la situación y de los retos que deben asumir y en las que voluntariamente aceptan ser liderados por directivos que se muestren más visibles, transparentes y accesibles. 

e).- La necesidad de comunicación se extiende no sólo a todos los profesionales de la organización, sino al exterior para explicar las acciones de la organización en su conjunto y las propias dentro de ella.

f).- Los líderes deben crear líderes para poder construir organizaciones más ágiles. Los métodos de gestión tradicionales de órdenes  y control no son apropiados. Los líderes no se deben exponer a situaciones en las que los profesionales no pueden tomar decisiones porque no puedan localizarles. Deben estar preparados para hacer las cosas correctas cuando lleguen momentos críticos.  Clave para la creación de líderes es la definición de un marco de valores bien conocidos y comprendidos por todos y dentro del cual se debe operar. El objetivo es asegurar que todos conozcan y entiendan lo que la organización espera de ellos, no sólo en términos de lo que deben hacer, sino teniendo en cuenta unos principios y valores de cómo hacerlo. 

g).- La exigencia de dotar de un sentido a la visión de la empresa que vaya más allá de los beneficios económicos. La sostenibilidad es un concepto clave y se debe aplicar no sólo a la longevidad de la organización, sino a los aspectos sociales y ambientales. 

h).- La confianza debe convertirse en  un objetivo estratégico. Las personas desean contar con líderes en los que puedan creer. 

Kevin Murray propone  a los líderes que respondan al siguiente cuestionario para valorar el grado en que son eficaces comunicadores y líderes inspiradores, de acuerdo con los principios que hemos mencionado al principio y que desarrollaremos en entradas posteriores.

1.- ¿Puedo asegurar que inspiro genuinamente a mis colaboradores al comunicar con pasión e integridad? ¿Mi equipo de directivos hace lo mismo?

2.- ¿Tengo la certeza de que todos (a cualquier nivel) tienen una visión clara de cuáles son el propósito y valores de la organización para que todas las decisiones que tomen estén alineadas con éstos?

3.- ¿Conocen y comprenden todos  los profesionales lo que tienen que hacer para colaborar en la consecución de la misión y la visión y se sienten inspirados para hacerlo?

4.- ¿Están todos los miembros de la organización comprometidos con la mejora constante de las relaciones clave: compañeros, proveedores, grupos de interés y especialmente los clientes?

5.- ¿Estamos manteniendo las conversaciones necesarias con nuestros colaboradores para que éstos se sientan comprometidos y motivados para hacer lo que tienen que hacer? ¿Reconozco el trabajo bien hecho durante esas conversaciones?

6.- ¿Puedo asegurar que entiendo las preocupaciones de mis profesionales y cómo son las cosas para ellos de manera que puedo hablar de las cosas que son importantes para ellos?

7.- ¿Es una de mis prioridades el recibir feedback y opiniones de los profesionales  de la organización a todos los niveles para poder intentar dar respuesta a sus preocupaciones y sugerencias? ¿Soy un buen oyente? ¿Facilito el que mis colaboradores me comuniquen malas noticias?

8.- ¿Los profesionales de mi organización piensan que hablo claramente sobre los temas que son importantes para mí y para la organización?

9.- ¿Soy conocido como un líder que busca la inspiración y el compromiso de los colaboradores utilizando historias que les puedan emocionar para comunicar los mensajes que quiero transmitir o utilizo sólo tablas con datos y números?

10.- ¿Tengo la seguridad de que con mi manera de actuar y con los signos que mando estoy comunicando los mensajes correctos? ¿Qué señales están recibiendo y cómo éstas pueden influir en sus comportamientos?

11.- ¿Estoy preparado y lo están el resto de los líderes de mi organización para hablar en público de forma que pueda tener la certeza de que todas mis palabras cuentan y son entendidas adecuadamente?

12.- ¿Es la comunicación una prioridad fundamental dentro de la organización? ¿Desarrollamos a nuestros líderes para que se conviertan en comunicadores con capacidad de inspirar?


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada